fbpx
la formación continua en tu almacén de fruta

La formación continua del personal. Una asignatura pendiente en los mayoristas de fruta

La rotación del personal es, en general, el día a día de los almacenes y centrales hortofrutícolas. Por eso, la formación continua es necesaria para un buen funcionamiento de los equipos. Aquí te damos algunos detalles.

La importancia de transmitir los conocimientos

Aunque nos gustaría tener siempre a ciertas personas a nuestro lado, la realidad es que los trabajadores de nuestro almacén de frutas suelen rotar (o salir y entrar) a menudo. Este es un caso especialmente habitual en centrales agrícolas que trabajan con fruta y verdura: parte del personal está sujeto a contratos temporales que obedecen a la temporalidad de la actividad de la empresa. Y una de las consecuencias de la elevada rotación en el sector agroalimentario es la baja formación del personal

Por lo que se refiere a nuestra área, la del software agroalimentario, nos encontramos frecuentemente con nuevos empleados contratados en las empresas a los que no se les ha transmitido la información mínima necesaria para poder desenvolverse a través del aplicativo. Esta situación provoca a menudo malas operativas o errores administrativos y productivos que, cuando menos, ocasionan la pérdida de tiempo derivado de la detección y subsanación de estos. Por ello, la dirección ha de ser plenamente consciente de esta problemática y tratar de minimizar los daños que este tipo de escenarios puedan ocasionar. De lo contrario, la productividad de los empleados, y por ende de la empresa, estará en entredicho. 

Cómo evitar pérdidas de información 

Asignar a un responsable de implantación y formación

Cuando adquirimos un nuevo programa de frutas y verduras, debemos asegurarnos de que todo nuestro equipo se forme correctamente en su ámbito. Para ello, lo ideal es designar a una persona que asuma la responsabilidad de que el resto del equipo reciba la formación necesaria. Es importante que dicho/a responsable se coordine con la empresa de software y organice las distintas sesiones capacitivas, puesto que esto incidirá directamente en el éxito o fracaso de la implantación de la nueva herramienta informática.

Mantener esta organización en el tiempo

Hasta aquí todo en orden, pero ¿qué hacemos para no olvidar o perder todo lo aprendido durante el proceso inicial? Lo recomendable es que la persona responsable se asegure y preocupe de que los nuevos empleados reciban la formación idónea. Eso por un lado. Y, por otro lado, que prepare sesiones de formación continua y de reciclaje para los compañeros en cada inicio de temporada o de forma periódica; todo depende de las necesidades específicas de cada empresa.

Recopilar la información de nuestras incidencias

En cuanto a las incidencias, también es interesante analizar la naturaleza de las consultas que nuestro equipo traslada al servicio de soporte. Si recopilamos esta información y detectamos las dudas y errores cometidos de forma más recurrente, podremos organizar acciones formativas que refuercen las operativas más conflictivas.

Por tanto, lo ideal es dedicarnos una vez por quincena o por mes a recopilar y analizar los tickets con las incidencias más frecuentes de nuestros empleados. De esta forma, detectaremos mejor las brechas o deficiencias en la capacitación de nuestro equipo. Además, podremos establecer medidas que nos permitan desarrollar una política de mejora continua de nuestra organización.

Conclusiones 

La formación continua de nuestro personal es fundamental para mantener la organización y el buen hacer en nuestro negocio. Además, contribuiremos a mejorar la productividad sin necesidad de realizar elevadas inversiones económicas.

En OAX te ayudamos con nuestros servicios a que el proceso de implantación sea exitoso y perdure en el tiempo con proyectos de formación continua. Escríbenos sin compromiso.

Imágenes extraídas de Freepik

Menú